Una cosa es Solidaridad y otra es Pactación

Publicado originalmente en zoepost.com

Por Guillermo Fariñas Hernández.

A los seres humanos de este mundo que aún la democratización de Cuba nos les produce sentimientos de desidia y con interés observan al denominado Diálogo con los Artistas Jóvenes, algo traído por los pelos el pasado 27 de noviembre de éste año 2020. Una conversación-debate que se produjo, en el ahora despotricado y truncado por decreto “diálogo” con los personeros de la Junta Militar Neoraulista en ejercicio del Poder Ejecutivo, que son quienes realmente determinan en la Isla.

Sin embargo, aquellos que llevan 25 años o muchos más, enfrentándose a la Dictadura Castrista y a sus posteriores derivados -El Neocastrismo, El Raulismo y El Neoraulismo-, sabían que se le iba a dar una patada a esa puerta “dialoguera” en algún momento. Debido a que desde tiempos del originario Movimiento 26 Julio (M-26-7), gestor principal de la mal llamada Revolución Cubana, éste se caracterizó por El Sectarismo más rampante e intolerante.

Esos creadores deberían ir a la Historia del Castrismo y su relación con los artistas e intelectuales en Cuba, dónde el paradigma ha sido -y continúa siendo-, las 3 reuniones en la Biblioteca Nacional de Cuba, en el año 1961, propagandizada después en plan fleto comunista conocido como “Palabras a los intelectuales”. Pues allí convocaron a los creadores y “dialogaron” con ellos, bajo la premisa de que Fidel Castro tenía su pistola soviética marca Estrella Roja de 20 tiros sobre la mesa de discusión.

Cierto es, que ya no discurren los mismos tiempos históricos de plena Guerra Fría, donde la hoy desaparecida Unión Soviética ideológicamente apoyaba a las Dictaduras de Izquierdas que tenía diseminadas por todo el planeta. Es por eso, que la Junta Militar Neoraulista a cargo del país, no se puede dar el lujo de encarcelar a esos intelectuales y creadores críticos a una situación nacional deteriorada y paupérrima, por la que intentan sentar a “dialogar” a los dictadores de turno.

No obstante al no encarcelamiento; existen disímiles métodos represivos en el entrenado arsenal del G-2 actual del Castrismo, dónde ninguno de los mismos conllevan a ser puesto tras unas rejas, y que son muy efectivos, como el hecho de ser arrojado a una ergástula en pleno Siglo XXI por sólo opinar. Nunca se debe olvidar, que que los oficiales decisores de la Policía Política del Castrismo son Científicos de la Represión, incluidos entre ellos muy variados Doctorados en Ciencias.

Ya los atrevidos jóvenes creadores que se personaron frente al Ministerio de Cultura (MINCULT) están padeciendo estas mañas punitivas en carne propia, como son: La Prisión Domiciliaria, El Fusilamiento del Prestigio, La Amenaza Telefónica o Electrónica, El Aislamiento Social, La Desestabilización Familiar, El Desempleo Forzado, La Asfixia Económica, El Hostigamiento de Paramilitares, La Mitomanía más Burda y El Terrorismo de Estado.

Los objetivos de la aplicación de toda esta Metodología Represiva se hace, para amedrentar el incómodo civismo de éstos creadores que se atrevieron a quejarse sobre el Status Quo Estalinista. Para así poder dividirlos como grupo social, y que no pueda consolidarse como un adversario e interlocutor auténtico, el ahora Grupo 27N. Ellos como artistas contestatarios que son se verán empujados a claudicar, a dejarse manipular, a romper con los anticastristas, a pactar en silencio y hasta a exiliarse de su patria.

Hoy nadie conoce, si los Jóvenes Artistas ahora despreciados públicamente por el mismísimo Ministro de Cultura, el señor Alpidio Alonso Grau, serán capaces de percatarse, que las Dictaduras de Izquierdas no están “programadas” para debatir con sus ciudadanos y aceptar sus demandas. Toda Dictadura de Izquierdas sólo sabe hacer una cosa muy bien, que es reprimir, a todos aquellos que disientan y las critiquen.

A casi nadie le cabe dudas, de la enorme solidaridad engendrada, primero por el sui generis ayuno desarrollado en la sede del Movimiento San Isidro, compuesto por artistas, escritores, académicos y periodistas, cuyo motivo esencial se debió a la exigencia para la liberación del rapero Denis Solís, llevado a prisión de una manera arbitraria y sumarísima. Un apoyo que logró calar en la gran mayoría del Anticastrismo Interno y de Ultramar, así como de otras voces pro democráticas del mundo.

Después fue todavía más sorprendentemente, que más de 300 artistas e intelectuales se citaran y congregaran frente al oficialista Ministerio de Cultura, para exigir dialogar con el ministro del ramo, en abierta protesta por el policiaco allanamiento a la casa en la calle Damas # 955 del barrio San Isidro, en La Habana Vieja. Manifestación que terminó con un debate con el (des)gobierno cubano, encabezado por el Viceministro de Cultura Fernando Rojas y en el que se acordó un encuentro a posteriori con el propio Ministro.

Ha sido a partir de estos acontecimientos antes descritos -y que todavía acontecen- que se han realizado llamamientos superficiales a la Unidad de Toda la Oposición Anticastrista, para que se vaya detrás del Movimiento San Isidro o del Grupo 27N. Cuando estos valientes jóvenes artistas e intelectuales poseen posturas disímiles, y a veces, posiciones ambiguas internamente sobre cómo enfrentarse al Estado Totalitario entre los propios integrantes de esas entidades.

Para evitar malos entendidos entre todos aquellos que combaten al Castrismo, y que de alguna manera, por un esencial sentimiento de Humanismo, muchos anticastristas mostraron y aún demuestran su solidaridad práctica hacia los integrantes del Movimiento San Isidro y aquellos compatriotas que conforman El Grupo 27N, pero sería altamente instructivo manifestar, que muchos opositores políticos y sus organizaciones anticomunistas no están dispuestos a sentarse a dialogar con La Dictadura NeoRaulista sin nada a cambio.

Por lo que, como mismo se pide respeto -y se respeta- para todos aquellos compatriotas del Movimiento San Isidro, El Grupo 27N u otros actores socio-políticos que vean una posible solución en aspirar a dialogar con La Junta Militar Neoraulista, por una postura elemental de respeto a la opinión ajena, también otros protagonistas de la ya larga lucha anticomunista en Cuba poseen un total Derecho a no sentarse con los seguidores del Castrismo, sin un grupo de pre-condiciones previas.

No es una cuestión de paranoia, es que la Historia del Comunismo ha demostrado con creces, que en los seguidores de la Filosofía Marxista-Leninista no se puede confiar, ya que siempre intentan engañarte y no cumplir con lo previamente acordado. Todos aquellos que llevan 2 décadas o más enfrentándose al Comunismo, han padecido de muchos engaños, manipulaciones e incumplimientos por parte de sus adversarios políticos. Un ejemplo puntual fueron las promesas hechas por Fernando Rojas, que jamás fueron cumplidas.

Con el mayor respeto hacia todos esos valerosos compatriotas que protestaron en Damas # 955 o frente al Ministerio de Cultura, pero tras los métodos de represión selectiva aplicados por la Dirección de Contrainteligencia (DCI) del Ministerio del Interior (MININT) y su Departamento de Enfrentamiento a la Actividad Subversiva Enemiga o Departamento # 21, hemos escuchado y visto declaraciones de algunos de los participantes en éstos eventos, consideradas otros anticastristas cuáles Pactaciones Tácitas con la dictadura, por algunos sectores del Anticomunismo más radical.

Por ejemplo, el Foro Antitotalitario Unido (FANTU) y la coalición política a la que está suscrita ésta organización anticastrista, la Coalición Unitaria “Compromiso Democrático”, no aceptan sentarse a dialogar o negociar con La Junta Militar Neoraulista, si antes no se demuestra por parte de los gobernantes gestos de buena voluntad, y por tanto, siempre hemos pedido: 1ro-La liberación incondicional y sin destierro de todos los presos políticos cubanos, 2do-El cese inmediato en la práctica de los actos represivos contra los opositores no violentos y 3ro-Libertad en la práctica de asociación, expresión, información y opinión.

Tanto las entidades anticastristas FANTU como Compromiso Democrático se solidarizaron y se solidarizan actualmente con los hermanos de luchas e ideas del Movimiento San Isidro y con los cubanos y cubanas artistas e intelectuales jóvenes que se agrupan en 27N, porque entienden perfectamente, que es necesario apoyar y darle solidaridad a todos aquellos que pidan libertades dentro del Sistema Totalitario y se han limitado de hacer cualquier tipo de crítica a sus actuaciones o posturas, sólo se les han dado consejos, cuándo se pide. Porque una cosa es ejercer la Solidaridad y otra es Pactación con  los enemigos de la democracia.

Guillermo ‘Coco’ Fariñas es líder opositor de FANTU, ex preso político.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s