Acta de advertencia, maltratos y amenazas a Guillermo Fariñas por defender a un cuentapropista

Guillermo “Coco” Fariñas Hernández, Coordinador General del Foro Antitotalitario Unido (FANTU), fue arrestado por segundo día consecutivo en Santa Clara, el 23 de julio pasado, por defender a un Cuentapropista de las arbitrariedades de la Policía.

wpid-screenshot_2015-08-29-01-55-362-jpg1Mientras Fariñas y Dayamí Villavicencio Hernández, opositora independiente, conversaban en la esquina de las calles Rodolfo Valderas y Misionero, reparto El Condado Sur, pudieron ver como a unos 10 metros de ambos, el auto patrullero de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) con número 273, detenía a un carretillero y vendedor de mango y trataba de extorsionarlo.

De inmediato, Fariñas comenzó a criticar en alta voz, la actuación policial del uniformado jefe de la patrulla, diciéndole que le podía dar la dirección de Jorgelina Pestana Mederos, expresidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular en Villa Clara, “a quien se le atribuye un desfalco de 7 000 000 de pesos cubanos y está en su casa en plan piyama, si ser llevada a juicio”.

Ante la protesta y denuncia del militante del FANTU, se comenzaron a aglomerar unas 50 personas, por lo que Fariñas Hernández le aseguró a los uniformados, que sí ellos tenían deseo de combatir al delito, pudían llegarse a la mansión en La Habana del General de División Rogelio Acevedo González, a quien le ocuparon 14 millones de doláres, de la venta de un avión en México.

El también Premio “Andrei Sajarov” del Parlamento Europeo, le interrogó a ambos policías, sí ellos sabían que la Ley era igual para todos los ciudadanos de Cuba, y por qué a los más pobres y necesitados sí les aplicaban las leyes y debido a qué, a otros ciudadanos encumbrados en altos puestos del gobierno,  nada les sucedía por parte de la Ley y las autoridades competentes.

Frente a esa postura el uniformado jefe se bajó del vehículo policial y trató de golpear a Coco Fariñas con su tonfa reglamentaria, algo que impidió Dayamí Villavicencio y otros vecinos allí presentes,  y casi de inmediato, arribaron otros dos carros patrulleros al lugar y procedieron a arrestarlo, a las 2:10 pm, lo que también hicieron con Dayamí y su mamá Mabel Hernández White.

A los detenidos los llevaron a la Unidad Provincial de Investigaciones Criminales y Operaciones (UPICO). Al llegar, el Jefe de la 273 abofeteó a Coco Fariñas, después le quitó las esposas y lo invitó a tener una pelea en el vestíbulo de la UPICO, a lo que Fariñas se negó, argumentado que practicaba la No Violencia, y después, sacó su pistola Makarov e intentó herirlo y fue impedido de hacerlo.

Después, Fariñas estuvo más de 5 horas sentado en el cubículo de interrogatorios # 7, hasta que arribaron varios oficiales de la Dirección de Contrainteligencia (DCI) del Ministerio del Interior (MININT), ellos fueron el Mayor Daniel Rojas González y los Capitanes que se nombran Julio Cesar, Hugo y un tercero conocido pero no identificado, que le interrogaron sobre lo sucedido.

Cerca de las 8:20 pm, se personó ante Fariñas un Teniente Coronel de la Seguridad del Estado, que se apellida Machado, quien siempre se ha negado a dar su nombre completo. El oficial lo amenazó con encarcelarlo, si continuaba con las provocaciones y Fariñas le respondió, que para él sería un honor volver a ser preso politico y si la dictadura lo asesinaba, sería un alto honor ser mártir por la democracia.

El alto oficial intentó pactar con el Coordinador General del Foro Antitotalitario, para que no se repitieran las acciones cívicas denunciativas contra los representantes de la ley y les dejara, ejecutar sus labores contra los delitos. Coco Fariñas le respondió, que cuando el General Acevedo y Jeorgelina Pestana fueran iguales ante la Ley, como asegura la recién aprobada Constitución de la República.

Frente a la postura no negociable del opositor, el Teniente Coronel Machado le leyó a Fariñas Hernández un Acta de Advertencia en su contra por los delitos Obstrucción a la Justicia y la Ley, Resistencia,  Desobediencia,  Desacato y Alteración del Orden Público. El arrestado le acotó: “Mi respuesta a su Mando es que, mientras la Ley no igual para todos los cubanos, todo abuso sería denunciado”.

Fariñas volvió a ser amenazado con ir a prisión, si continuaba saboteando con las acciones cívicas y en plena vía pública las estabilidad social lograda por la Revolución y le volvió a reiterar al Teniente Coronel Machado, que ser preso político o mártir seria un honor para él. Después fue llevado en la patrulla con número 274 hasta la Sede Nacional del FANTU, y a la vez, el domicilio de Coco Fariñas.

Dayamí Villavicencio Hernández y su madre Mabel Hernández White, quien no es militante  de ninguna organización contestataria, también resultaron interrogadas sobre el incidente ocurrido. Según ambas fueron interrogadas por los Mayores Erik Francis Aquino Yera y Daniel Roja González, 1ro y 2do Jefe del Departamento de Enfrentamiento a la Actividad Subversiva en Villa Clara.

Por: Alicia Martínez Gómez. Santa Clara, 24 de julio del 2019; (Cartero Antitotalitario).

Un comentario en “Acta de advertencia, maltratos y amenazas a Guillermo Fariñas por defender a un cuentapropista

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s