Defensores de los Derechos Humanos.

hhrr

Por: Ramón Jiménez Arencibia.

Santa Clara, Villa Clara, 24 de febrero del 2017. (PN).

Es práctica cotidiana utilizada entre la gente del pueblo, identificar a los luchadores contra el totalitarismo como Defensores de los Derechos Humanos. El empleo de la expresión se extendió y hoy forma parte del vocabulario popular, se reconoce a todo aquel que luche por cambiar la situación actuar, como activista o exponente del mismo.

Se usa la expresión Defensor de los Derechos Humanos para describir a las personas que individualmente o junto a otras, se esfuerzan en promover o proteger esos derechos. Se le conocen sobre todo por lo que hacen, y la mejor forma de explicar lo que son consiste en describir y acreditar sus actividades, en medio de un panorama tan convulso como el actual.

No es necesario que un Defensor de los Derechos Humanos pertenezca a un partido determinado. Sobre todo debe ser objetivo, desprenderse de todo sectarismo, esquematismo, y solo parcializarse con la verdad. En la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y en los Pactos Internacionales tienen su programa de acción.

Realidad irrebatible es que el papel de un luchador por los Derechos Humanos, se tergiversa mucho en estos tiempos. Es lógico que así sea, cuando en el poder existe un gobierno espurio no elegido por la voluntad popular, y que se prolonga en el mismo indefinidamente, producto de factores que analizamos más adelante.

Es necesario dejar esclarecido el papel que juegan los Defensores de los Derechos Humanos. Ellos abordan cualesquiera problemas de derechos humanos, que pueden comprender ejecuciones sumarias hasta la tortura, la detención y prisión arbitraria como ocurre en Cuba diariamente, la discriminación y las cuestiones laborales.

La defensa de cada uno de los artículos que integran la Declaración, tienen en los defensores de los Derechos Humanos sus mayores exponentes. Estos activistas en la medida que se ganan el reconocimiento de la sociedad, a la vez en países con Estados totalitarios son víctimas al igual que el resto de los opositores de la mayor represión.

En resumen, la labor de los defensores de los derechos humanos a menudo consiste en reunir y difundir información y llevar a cabo una actividad de promoción y movilización. También pueden proporcionar información para potenciar o capacitar a otra persona, como lo hace el Observatorio Cubano de Derechos Humanos en Madrid.

A menudo, en todos estos largos años de tiranía, en que el pueblo ha sufrido todo tipo de penurias, y sobre todo de falta de libertades, siempre ha existido un puñado de hombres y mujeres, que se han levantado en defensa de la dignidad. Y la población a esos luchadores los califica como defensores de los Derechos Humanos.

Diversos son los partidos políticos y organizaciones de diferentes matices que se enfrentan al castrismo. Tanto en los sectores de la derecha, de centro derecha, de izquierda o de centro izquierda, en sus programas independientemente de las tácticas que sugieren para desplazar al gobierno, incluyen lo relacionado con el tema de los Derechos Humanos.

Con una gran esperanza, y ante tanta defraudación, producto de la incapacidad de los llamados a dirigir el proceso, el pueblo escucha el mensaje de los defensores de los Derechos Humanos. Ante la encomiable labor que a diario realizan al denunciar las represiones del sistema, su estatura moral se agiganta y su prestigio crece.

No se limitan las actividades de estos defensores a promover y proteger los derechos civiles y políticos, en lograr la promoción, protección y el disfrute de los derechos económicos, sociales y culturales. También se ocupan de las cuestiones laborales, la atención sanitaria, los desechos tóxicos y su impacto ambiental.

Defienden los derechos de categorías de personas, por ejemplo los derechos de la mujer, el niño, los indígenas, los refugiados y desplazados internos, y de minorías nacionales lingüísticas o sexuales. Otros conceden prioridad a los asuntos públicos, y promueven la democratización y el fin de la corrupción y del abuso de poder.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s