El Clan de los Castro y La Operación Silencio

Continuacion y final de, la actual temporada, de la Serie: La Operación Silencio… solo estaba pospuesta

Por: Guillermo Fariñas Hernández.
La Chirusa, Santa Clara, junio del 2016, (PN). Pero también esos asesinatos nos dan la medida, que dentro de tanta confusión y división, algo se hace de un modo correcto en esta ya prolongada lucha libertaria. Donde a diario como seres humanos que somos, debemos enfrentarnos a tantas traiciones y bajezas humanas.
Porque los gobernantes del castrismo solo dan la orden de ultimación, cuando conocen a ciencia cierta que están a punto de comenzar a perder el poder político. Y aunque perdamos la vida en cualquier momento, ellos los que gobiernan comprenden, que cada vez con mayor frecuencia algo los hace temer por… «Las mieles del poder».
La reciente visita del presidente Barack Obama a Cuba demostró, que se desea inhabilitar a las personalidades opuestas al acercamiento entre ambos gobiernos, sin exigir primero democracia, por eso solo tres de estos detractores fueron invitados. Incluso, dos de los invitados a conversar con el Presidente Obama aún son prácticamente desconocidos.
Aquí se cumplió unas de las directrices del CODESENA, que es pretender cambiar poco a poco la composición del liderazgo disidente. Para que ese, no siempre representativo grupo de líderes contestatarios le exija cada vez mucho menos a los gobernantes castristas de turno y de esa manera ser legitimados por sus propios adversarios políticos.
El significado del acto consciente de la creación de un organismo específico de linchamientos políticos a sus adversarios, demuestra la existencia de un alto nivel de inseguridad dentro de los que manejan el poder en Cuba. Las historias ocultas de otras dictaduras totalitarias, tanto de Izquierda como Derecha, cuando acuden al paramilitarismo violento, es el principio del fin.
También el hecho fehaciente, de que este tipo de informaciones les lleguen a los militantes de la disidencia interna, donde se demuestra la ruptura oculta que existe entre la oficialidad de los órganos represivos castristas y sus dirigentes históricos. Sin lugar a dudas, son una prueba clara, que tenemos uniformados opuestos a los asesinatos extrajudiciales.
Los ciudadanos cubanos residentes en la Isla pasan por una coyuntura histórica única e irrepetible, donde aquellos que detentaron el poder político de una manera omnímoda y sus sucesores son cuestionados por sus mismos seguidores, amén de sus adversarios. Se ha perdido el necesario entusiasmo y la fe en La Inequívoca Verdad de la Revolución.
Aseguraba en su mediática e icónica huelga de hambre y sed del año 2010 Coco Fariñas: «Todas las revoluciones sociales, sean estas violentas o no violentas, siempre llevan una dolorosa cuota de mártires y sangre». Pero mientras se pueda impedir que muera otro cubano en los menesteres de la democratización de la Patria, todo irá y será mucho mejor.
Estas ejecuciones políticas habían estado postergadas, después del estrepitoso fracaso del Intento de Asesinato al Coco Fariñas. Pero con el acercamiento y la aceleración en términos de negocios entre los gobiernos de la República de Cuba y de los Estados Unidos de América es obligatorio, reactivarlas sin miramientos de ningún tipo.
En el honorífico «Listado de Priorizados» a ser ejecutados por el GAE, vemos nombres como José Daniel Ferrer García y Elizardo Sánchez Santa Cruz Pacheco, a pesar de que ambos están de acuerdo con la nueva política Cuba-Estados Unidos. Junto a otros como todos aquellos, que se han opuesto desde el primer momento, a la falta de intransigencia con el castrismo.
Porque el Coronel Alejandro Castro Espín y sus incondicionales aspiran al control total y, dentro de ese concepto no caben ni siquiera los opositores moderados. Ellos, los que verdaderamente gobiernan dentro del «Clan de los Castro» no desean compartir el más mínimo segmento de poder con ninguno de sus adversarios políticos.
Las esperanzas de frustrar estos planes asesinos, pudieran ser viables, porque el régimen cada día más, depende de su principal adversario: “El Imperialismo Yanqui”. Esta es solo la Primera Temporada de estas denuncias, sería ingenuo no esperar nuevos asesinatos con apariencia de accidentes, enfermedades u otras modalidades. La Operación Silencio… solo estaba pospuesta.

Fin de la presente Temporada.

castroregime

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s