La cañada vecinal y sus aguas negras, Cuba.

image

Rolando Ferrer Espinosa.
Camino a Vegas Nuevas, Santa Clara, Villa Clara, 28 de agosto de 2015, (PN)
. Santa Clara es sede de varios arroyuelos que conforman la identidad geográfica de esta urbe. Cuentan los que hoy peinan canas que sus aguas fueron claras, aunque siempre sirvieron de aliviadero sanitario a las viviendas, por lo que eso de recibir heces fecales humanas, no es nuevo en ellos.
En la actualidad corren por ellos todo tipo de líquidos, además del H2O. Son muchos los irresponsables que le dan el cuerpo y también el “alma” a nuestras famosas cañadas, cuando resuelven verter sus residuales a las mismas, convirtiéndolas en una pestilente amenaza para la salud. Todo lo que se decide botar, va a parar a ellas, las cañadas.
Nos atañe particularmente la que corre apacible, cuando no llueve, por la calle Caridad entre Peña Blanca y Salustiano Pedraza del Reparto “Raúl Sancho”. Hace aproximadamente tres años que se canalizó el paso del “líquido” sobre la calle, por medio de dos anchos tubos de material sintético similar al plástico, pues antes estaba totalmente expuesto al medio ambiente.
El Estado hizo, aunque pequeña, una inversión con vistas a resolver el problema. Sucedía que con un poco de lluvia se llenaba el cauce, expandiéndose por toda la calle. En la medida de la cantidad del temporal, era la magnitud del desastre de inundación en las viviendas aledañas, con daños a las pertenencias de los vecinos colindantes y un poquito más allá.
Ahora, según frases del vecindario: “hasta cuando se mea una rana, se inundan las casas”. El contenido “tóxico” de la cañada, rebosada, cubre la vía pública y penetra a las moradas próximas, que equivalen a media cuadra o más de desbordamiento, con el perjuicio para las personas.
Al parecer se ejecutó una labor donde no se realizaron los debidos asesoramientos técnicos por profesionales en la materia. Se colocaron ambos conductos y no se resuelve el problema, pues no se construyó un elevado con puentes laterales de contención, sus aceras de paso peatonal provistas de las debidas barandas y quedó obligatorio, el intrépido acto de franquear los tubos.  
En tiempo de seca no se derrama el resultante por la calle. Pero dichos conductores quedan elevados por encima del nivel de la calle y dañan los vehículos al pasar por encima de ellos, pues la tierra en sus contornos se desplaza hasta quedar prácticamente desnudos, con toda su altura desplegada. Constituye un obstáculo para el tránsito, incluso un peligro para el paso peatonal.
Los pobres impedidos que ni sueñen con pasar, porque es más que una barrera, es un muro arquitectónico. Los ciclos y coches tirados por caballos tienen dificultades para rebasar este embarazo de la hidráulica santaclareña. Los pobladores relatan de personas, en su mayoría mujeres, que han tenido incidentes en los tubos, se han caído sin llegar a daños físicos serios y alguna que otra risotada ha salido. Ojalá y nunca ocurra un accidente.             
En tiempo de lluvias, se presenta la agonía para aquellos que cada vez que llueve están obligados a sacar la cañada de casa. Entonces se cierra el paso de peatones, ciclos, motos y autos, nadie pasa hasta que no baje el nivel y se puedan localizar dónde están los dichosos tubos, que es decir para cuando escampa.
Luego de la retirada del agua, queda en toda la vía pública y en el interior de las viviendas en que penetró, una capa del mosto mal oliente que transporta la cañada, con su contaminación residual. En algunas casas se hace necesaria la colaboración colectiva para extraer el agua y sus contenidos, sin existir la preocupación o apoyo estatal.
El asunto es de conocimiento total para los órganos del Poder Popular. ¿Quién no ha pasado por la calle Caridad entre Peña Blanca y Salustiano Pedraza? Vista hace fe, por favor lléguese allí. Además de los vecinos, toda la ciudad necesita de una pronta solución para la cañada vecinal. 
rolandofe@nauta.cu
Móvil: 53805531.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s