Cuba, El Cuartico está igualito.

Presentación1

Por: Ramón Jiménez Arencibia.

El Condado, Santa Clara, Villa Clara, 10 de junio del 2015, (PN). Para el año 2016, está convocado el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), que significa la reunión más importante de los comunistas del patio. La ocasión será propicia, para pasar revista a una etapa de la historia de estos últimos años, en que ha sido una constante, el desastre de la economía y la continuada penuria de la población.

Volverán a resonar en el Palacio de las Convenciones, o en el ya histórico Teatro Carlos Marx, los grandilocuentes discursos de los personeros de la élite gobernante, con las frases de siempre, aprendidas de memoria: «No crecimos de acuerdo a lo planificado», «Se incumplieron las proyecciones», « Y todo por culpa del feroz bloqueo».

En otros países del socialismo real esa causa era generalmente de orden meteorológico. Se volvió a exponer cuando en  1997, 10 mil niños murieron de hambre en Corea del Norte, los dirigentes coreanos invocaron una desconcertante mezcla de lluvias torrenciales y de sequía. En Cuba es imposible acusar al clima.

Muchos son los turistas que anualmente visitan la Isla y son testigos de la penuria reinante. Solo hay que ver a decenas de niños pobres y personas marginales, carentes de recursos, como estos acechan a cualquier extranjero, en los alrededores del parque Leoncio Vidal en Santa Clara, en busca de alguna limosna en divisa convertible.

El lavado de cara está desaconsejado en el caso de Cuba, los argumentos que los partidarios de la actualización del Modelo Económico Cubano, esgrimen ha consistido siempre en atribuir la penuria cubana a una causa imaginaria. Fidel y luego Raúl, se encargaron de expandir una sola palabra, una palabra sagrada “Bloqueo”.

Desde el surgimiento de  la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) y luego de la Comunidad de Países Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), la izquierda del continente, realiza una fuerte ofensiva, contra la democracia representativa. Defender el régimen irracional cubano, es el santo y seña de la izquierda continental.

Rafael Correa, Evo Morales, Daniel Ortega, en unión indisoluble, pretenden disculpar a los Castro al crear una confusión entre “Bloqueo y Embargo”. Se trata de hacer creer que a Cuba, que en 1959 ocupaba el tercer en nivel de vida de toda América Latina no la arruinó el socialismo sino el “bloqueo americano”.

Volvemos a leer el Larousse: Bloqueo: cerco de una ciudad, de un puerto, de todo un país para impedir la comunicación con el exterior y su avituallamiento. Bloqueo económico: conjunto de medidas tomadas contra un país  para privarle de toda relación comercial.

Es una realidad innegable que Cuba jamás ha sido objeto del menor “Bloqueo”. Es objeto de un embargo que afecta exclusivamente a las relaciones comerciales con los Estados Unidos. Un embargo, precisa el Larousse, es la suspensión de las exportaciones de uno o varios productos hacia un Estado, como sanción.

Estados Unidos decidió no vender ni comprar productos a Cuba. Jamás cercaron la Isla, para cortar cualquier posible relación con el exterior. Un Estado, lo mismo que un particular, es libre de elegir sus clientes y sus proveedores. Por qué esa confusión del “Bloqueo” aparece como lema de la izquierda latinoamericana.

Cuba fue mantenida con generosidad hasta 1991 por la Unión Soviética, que nos compraba el azúcar a un precio más alto que el mundial, también nos entregaba petróleo a un precio inferior al vigente en el mercado internacional. La Isla siempre fue libre de comerciar con América Latina, Canadá y Europa, especialmente España.

A pesar de la comprensión que han manifestado los proveedores respecto a los plazos de pago, cuando no al pago mismo, la ineficiencia en la dirección de los recursos económicos se manifiesta sistemáticamente. Esto obliga al cambio, a la transformación del sistema, y no a su actualización.

Más de medio siglo no han producido los cambios que el país necesita para salir del atraso y del subdesarrollo. El régimen disfuncional que gobierna a la Isla se empeña en cerrar el camino de las transformaciones verdaderas y necesarias en aplicar tibias y tardías reformas, con el objetivo de que el cuartico siga igualito.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s